Convivencia de jóvenes en El Espinar

Convivencia de jóvenes en El Espinar

“Dad gracias al Señor porque es bueno, porque es eterna su Misericordia”

Este verso, de uno de los salmos rezados en los Laudes del domingo, puede resumir lo vivido, escuchado, rezado y sentido este fin de semana por los tres grupos de jóvenes de la parroquia en la convivencia de El Espinar.

También nosotros nos unimos al resto de la comunidad parroquial en el Año de la Misericordia. Nos acercamos a ella a través de la oración, de reflexiones puestas en común, de las palabras de nuestro sacerdote, de dinámicas, de las celebraciones… en definitiva, de los momentos compartidos entre todos nosotros. Y para que esos momentos sean aún más inolvidables, ¡cómo no! juegos, música, risas, incluso cuando tocaba “las tareas del hogar”.

Y el domingo pudimos descubrir un ejemplo de que la Misericordia de la que estábamos hablando se materializa en la realidad, a través del testimonio de Mario, un joven a quien el Amor de Dios le ha cambiado la vida literalmente. Después celebramos la Eucaristía junto a nuestras familias y otros miembros de la parroquia que se acercaron para compartir el final de estos tres días en los que hemos vivido y entendido un poco más lo que significa el abrazo misericordioso del Señor.

 

(Especialmente damos las gracias a las madres y los padres por sus “idas”, “venidas”, “postres”, “recogidas” y demás)

 

Convivencia_El_Espinar (1)
Convivencia_El_Espinar (3)
Convivencia_El_Espinar (4)
Convivencia_El_Espinar (5)
Convivencia_El_Espinar (6)
Convivencia_El_Espinar (7)
Convivencia_El_Espinar (8)
Convivencia_El_Espinar (9)
Convivencia_El_Espinar (10)
Convivencia_El_Espinar (11)
Convivencia_El_Espinar (12)
Convivencia_El_Espinar (13)

 

 

 

Compartir este contenido...Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email